Nota Cero en atención al cliente

El domingo nuestro amado Cristal nos volvió a regalar una alegría, el azaroso fixture quiso que en la primera fecha de local, nos enfrentemos al equipo con el que jugamos la final pasada y ratificamos nuestra supremacía ante tan inflado rival, demostrando que las palizas propinadas en ambas finales del año pasado no fueron casualidad.

No es casualidad tampoco el accionar poco respetuoso que tienen los dirigentes para con la hinchada celeste, al igual que en los últimos años el ir al estadio a acompañar a nuestro Cristal se ha vuelto un calvario sin que los encargados de la organización tengan reacción alguna para hacer que esto mejore.

Después de la metida de pata de la semana pasada, con los idas y vueltas de si se jugaba con 2 hinchadas o no, tuvieron la osadía de lanzar un ultimatum a la hinchada «No hay excusas» pusieron ellos en una de sus propagandas invitando a asistir al hincha celeste, pero después de lo visto el domingo, que excusa tienen ellos ante tan deficiente organización, pues ninguna, lo único que hacen es hacer un comunicado «echándose grasa».

Señores dirigentes: los hinchas pagan boleto completo no para ver el segundo tiempo, no para ser embestidos por caballos, no para estar con sus hijos en serpenteantes colas, si no para disfrutar de un espectáculo deportivo completo.

A principios de año el flamante presidente del Club Sr. Carlos Benavides entre otras cosas decía que: este año se encargarían de mejorar el trato al espectador y hacer de la experiencia fútbol algo más agradable.

Pero por lo visto nada ha cambiado, al menos nada para mejor… las colas eran interminables, el personal insuficiente, el trato al cliente como de costumbre hostil. La gente se va inconforme ya que hay que pasar 2 horas en innecesarias colas y seguramente muchos lo pensarán dos veces antes de decidir volver a ir al estadio.

El calor en estas épocas bordea los 30 grados, el Ministerio de Salud recomienda evitar la exposición al sol por las altas cantidades de radiación solar, pero para nuestro club es poco estar a merced del inclemente sol por más de hora y media, si no pareciera que la responsabilidad es de la gente que llega «solo» 2 horas antes del partido. O sea, según su lógica, hay que estar expuestos al sol 3 o 4 horas para poder entrar antes que comience el partido.

En lugar de hacer comunicados lavándose las manos, los dirigentes del club deberían estar de una vez coordinando con todos los estamentos de este negocio llamado fútbol futuras acciones a tomar para hacer de la experiencia de asistir a un estadio algo agradable para el espectador.

Estamos seguros que los dirigentes estuvieron en el mundial pasado, ese mundial no solo tenía como amenaza a 4 tirapiedras, si no a grupos de terroristas internacionales y la seguridad fue extrema, pero nunca se demoraron más de 15 minutos en dejar entrar a las personas. Es cuestión de coordinación y voluntad entre las partes.

Se viene la Copa Libertadores y queremos pensar que nuestro Club ya está trabajando en corregir los horrores del domingo, o será que no hay nada que corregir.

Fuerza Cristal!!! Un año más a tu lado, por un campeonato más.