Arsenal retomó entrenamientos con un objetivo claro: el duelo contra Sporting Cristal

Arsenal retomó esta semana los entrenamientos con un objetivo claro: el duelo contra Sporting Cristal por los octavos de final de la Copa Sudamericana. A menos de un mes del cruce copero, los del Viaducto se preparan con todo para poder llegar de la mejor forma posible.

Con esto en mente, el cuerpo técnico dirigido por Sergio Rondina convocó a los jugadores a participar de una concentración desde el lunes hasta el viernes de la semana que viene, con el objetivo de agarrar forma y sumar minutos de fútbol.

La “mini pretemporada” -cómo fue calificada desde el club- se realizará en Sarandí, algo atípico para los equipos de Primera pero que se vuelve inevitable en el contexto de pandemia actual que se vive en todo el mundo.

Además, esta concentración servirá como una especie de “burbuja” para cuidar a todos los involucrados en los preparativos del plantel de un posible contagio de coronavirus, ya que el equipo se concentrará por una semana entera en el mismo lugar.

Por otro lado, la pretemporada también incluirá por el momento dos amistosos confirmados. Serán una visita el 30 de junio a Platense y un duelo contra Sarmiento de local el 2 de julio.

Muchas bajas y pocas altas
Lo que más sorprendió con el retorno del Arse a los entrenamientos fueron la gran cantidad de bajas que hubo en el plantel. En total ya se confirmó la salida de tres jugadores -Jesús Soraire, Jonathan Candia y Lucas Necul-, mientras que no se sabe quiénes serán incorporados.

La baja que más duele es la de Soraire, que llegó al club en 2018 cómo una apuesta y terminó consolidándose como uno de los más importantes del equipo. El jugador se marchará libre a Central Córdoba.

Por otro lado, la ausencia del arquero Nicolas Navarro, que recibió una licencia especial para sumarse más tarde a los entrenamientos, generó dudas sobre su continuidad en el Viaducto. El arquero llegó libre a principio de año y tiene contrato hasta diciembre.

En cuanto a las incorporaciones, desde la directiva no se confirmó ningún nuevo fichaje pero se sabe que el Huevo quiere reforzar en las posiciones donde perdió profundidad, mientras que en la pretemporada se evaluará si algo más es necesario.