5 razones del empate con Godoy Cruz

Sporting Cristal parece vivir la historia de siempre en la Copa Libertadores: le cuesta ganar de local. El equipo de Claudio Vivas tenía todos los argumentos para imponerse ante un Godoy Cruz que no debía ser un problema, pero hubo una serie de factores que complicaron la performance del cuadro celeste y ocasionó el empate amargo, que poco sirve para los intereses del club. En ese sentido, aquí analizamos las claves de lo que fue la igualdad entre ambas escuadras.

  1. Poca claridad
    Sporting Cristal nos tiene acostumbrados a ser un equipo ofensivo y con gol, pero ayer estuvo lejos de aquella presentación. La poca claridad que tuvieron sus atacantes fue evidente y complicó la finalización de la jugada en gol. Pese al gol tempranero de Emanuel Herrera, el combinado celeste tuvo contadas ocasiones y no logró concretar dentro de las redes de Godoy Cruz. A ello se suma el orden defensivo del elenco argentino, que supo cerrar sus líneas y aguantar a los locales.
  2. Sin creación
    A la poca claridad de cara al arco se suma la falta de inventiva para crear opciones de gol. Claudio Vivas optó por colocar a Jesús Pretell como único en la contención y a Horacio Calcaterra y Jorge Cazulo como interiores. Si bien es cierto que el objetivo era ganar posicionamiento en la zona medular, el equipo perdió marca y se vio superado al solo tener un hombre para quitar pelotas en esa posición. Prueba de ello fue el primer tiempo de Cristal, cuando se vio superado por su rival.
  3. Cero salida
    Le costó bastante a Sporting Cristal tener una salida limpia desde atrás. Fue desesperante en ocasiones ver cómo Omar Merlo, Renzo Revoredo, Patricio Arce o Gianfranco Chávez se complicaban al momento de salir y perdían el balón constantemente. No obstante, el equipo mejoró en el segundo tiempo y encontró el equilibrio que necesitaba para contrarrestar al rival. Además, el ingreso de Carlos Lobatón le dio otro aire al equipo para tener mejores ocasiones de gol.
  4. Malos rechazos
    Omar Merlo y Renzo Revoredo no jugaron su mejor partido. Se mostraron erráticos por momentos y no ofrecían las garantías defensivas a las que nos tienen acostumbrados en el torneo local. Hubo situaciones en las que ambos rechazaban mal y facilitaban la tarea a Godoy Cruz, que encontraba los espacios para vulnerar el arco de Patricio Álvarez. Por momento, los delanteros rivales les ganaban las espaldas y complicaban el desempeño de los centrales.
  5. Tibios intentos
    Claudio Vivas alardeó en conferencia de prensa de la posesión del balón que tuvo su equipo anoche, pero lo cierto es que los celestes no lograron plasmar esa ‘ventaja’ en el resultado. Cristal tuvo tibios intentos por vulnerar el arco de la visita y le costó asociarse para pisar el área contraria. En el segundo tiempo, al contrario, mejoró en capacidad ofensiva, pero sin poder concretar. Emanuel Herrera solo apareció en el gol y luego se apagó. Todavía hay detalles por mejorar.