Jair Céspedes, lateral izquierdo de Sporting Cristal dijo que, si bien estos dos primeros meses han sido de duro trajín, a sus 33 años siente que aún tiene muchas ganas para seguir jugando al fútbol.

"La verdad que han sido dos meses y algo más de duro trajín jugando en canchas de todo tipo y climas diversos, pero estamos con todas las ganas de seguir jugando", dijo Céspedes.

Luego, el lateral izquierdo de los celestes contó cuál era la clave para mantener ese buen estado físico. "A pesar que estamos en la etapa inicial, uno debe llevar una vida profesional, metódica. La buena pretemporada es fundamental pero más aún es luego de los entrenamientos llevando una vida tranquila, descansando sus horas y alimentándose bien. Lo más importante es estar en familia, quizás para mí el mejor antídoto".

Esta cerca de cumplir 33 años pero la edad no lo perjudica en nada, por el contrario sabe cómo dosificar su energía."Todo es mental y aún tengo mucho por recorrer. Me siento un 'chibolo' a pesar de ser uno de los más experimentados. Hay que saber manejar tus pulsaciones y energía para terminar entero un partido".

Por último, le pide a Dios seguir jugando y no encontrarse en el camino con serias lesiones. "Por suerte y gracias al de arriba no he tenido lesiones complicadas. Solo espero seguir jugando y lograr una buena participación en Copa".